La inexperiencia a la hora de pintar nuestro hogar nos lleva a cometer muchos errores y esto es bien conocido por los pintores económicos en Boadilla del Monte. Coger una brocha, un pincel y un cubo de pintura es fácil, pero hacer un trabajo fino y limpio supone para muchos un auténtico quebradero de cabeza.

Normalmente cuando suben las temperaturas nos planteamos pintar las paredes de nuestro hogar para dotarlo de un mejor aspecto. La idea es tener un lugar renovado con un ambiente agradable en el que nos sintamos cómodos. Un espacio que nos aporte calma sin provocar sensación de estrés.

Por este motivo los pintores económicos en Boadilla del Monte advierten a sus clientes para no caer en los errores comunes a la hora de elegir el color o en la forma de pintar la casa. ¿Cuáles son estos errores? A continuación te los explicamos.

Usar tonos excesivamente fuertes provocan cansancio a nuestra mente, aunque en un principio parezca que alegran la estancia, pronto vamos a aburrirnos. Aunque el blanco suele ser el color por excelencia, a veces un correcto uso de los tonos pastel aporta la calidez deseada.

El exceso de emoción juega malas pasadas. Muchas veces por alegrar nuestra casa queremos llenar todo de miles de colores que consiguen crear caos y confusión. Las tonalidades muy intensas dan la sensación de querer salir de la pared y limitan más nuestro espacio ¿Realmente quieres esto?

Los colores están íntimamente relacionados con nuestras emociones. Hay viviendas en las que sus habitaciones tienen colores diferentes y poco integrados con el entorno.

Otro error muy común es pintar la estancia de manera monótona, con un mismo color y sin aportarle retoques originales que realcen la base de pintura ¡Queremos alegría, no sensación de monotonía!

Si quieres saber más, desde Boadilla Multiservicios podemos asesorarte para que tu casa luzca genial ¡Contáctanos!